Utilizamos cookies propias y de terceros para personalizar tu navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Leer más.

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close

Cuánto cuestan en realidad estos 5 bienes de consumo habitual

¿Te has parado a pensar en cuánto cuestan realmente las cosas que usamos en nuestro día a día, desde la alimentación a los servicios bancarios?

Etiqueta

Nos referimos a que los productos que consumimos no solo tienen un precio monetario, sino también provocan las llamadas externalidades sociales o ambientales que este no siempre incluye. Igualmente, hay costes económicos que asumimos los propios consumidores sin ser muy conscientes de ello.

Mostramos costes reales de 5 bienes básicos y alternativas positivas que puedes elegir.


1. Una camiseta = 2.000 litros de agua

La fabricación de una camiseta sencilla de algodón necesita de 2.000 litros de agua, sumando los procesos de obtención de la materia prima, tinte y producción final de la prenda.

Dar el paso a la moda sostenible, utilizando prendas de algodón ecológico, puede suponer una reducción del 91% en el consumo de agua durante la producción. Además, la producción de algodón ecológico también requiere de un 62% menos de energía y contribuye menos (46%) al calentamiento global.

Afortunadamente, cada vez hay más opciones de textil ecológico y también de comercio justo, como las que financiamos desde la banca ética, que solo apoya este tipo de producción.

+ Directorio de iniciativas de moda sostenible

2. Dos cafés al día = +700 cápsulas de aluminio y plástico al año por persona

Cada año se tiran a la basura 7.000 millones de cápsulas de café desechables. Generan 14 millones de kilos de residuos de los más difíciles de reciclar por su mezcla de aluminio, plástico y restos orgánicos.

Un pequeño cambio de hábitos, como puede ser el uso de una cafetera tradicional, ahorrará una gran cantidad de desechos.

En todo caso, hay opciones como, por ejemplo, las cápsulas biodegradables y de comercio justo de Alternativa3, una iniciativa que ha contado con financiación de Triodos Bank. También el componente de comercio justo es clave… atendiendo costes sociales que tampoco solemos ver en productos convencionales.

+ Más info sobre Alternativa 3

3. Una pajita = 500 años en el planeta

Cada día en España se consumen 13 millones de pajitas de plástico, que se calcula que pueden tardar en descomponerse hasta 500 años. ¿Son realmente necesarias? Si lo piensas, en la mayoría de ocasiones podrías prescindir de ellas.

Y, para los casos en que elijas usarlas, cuentas con opciones sostenibles a largo plazo. Las pajitas de bambú o de acero inoxidable, por ejemplo, que podrás usar durante mucho tiempo, cumplen la misma función y no generan residuos.

+ Cada vez más sencillo encontrarlas. Por ejemplo, en Yes Future Supermarket

4. El mantenimiento anual de un coche = 2.000 euros

Este es uno de esos costes que afecta directamente al bolsillo y que, aunque intuimos, no siempre somos plenamente conscientes sobre su magnitud. Se calcula que la vida media de un vehículos es de 12 años y, contando lo que gastaremos en seguros, revisiones, impuestos, combustible o aparcamiento, en este periodo gastaremos unos 25.000 euros o, lo que es lo mismo, más de 2.000 euros cada año.

Este importe supera incluso el coste medio de compra de un coche, que en España es de 17.000 euros.

Frente a estos gastos tienes diferentes alternativas más asequibles como el transporte público, que puedes combinar con la bicicleta. Y, cuando estas opciones no sean posibles, también puedes optar ocasionalmente por un servicio de carsharing. De paso, además de ahorrar, seguro que, en conjunto, contaminarás mucho menos.

5. Ser cliente de un banco = ???? CO2

La cifra de este último coste oculto depende de cuál sea tu banco, y de su nivel de transparencia.

Pronto será más fácil saberlo, porque ha nacido una plataforma a nivel europeo para medir el CO2 de los préstamos… es decir, la huella climática que tiene el uso que los bancos hacen de tu dinero.

Así, a la hora de escoger una entidad, también podremos tener en cuenta su impacto ambiental.

En España, Triodos Bank ha sido la primera en publicar su huella de CO2, con un balance positivo gracias a su financiación de energías renovables -líder mundial en número de proyectos- y a que no invierte en combustibles fósiles. Ahora, trabajamos para que más bancos sean transparentes con su huella y, a partir de ahí, se fijen objetivos de reducción.

 

Y para ti, ¿es importante el coste real de los bienes que consumes? ¿Qué otras ideas tienes para que tu consumo impacte de manera positiva? ¡Déjanos tus reflexiones o ideas en los comentarios de este artículo!


¿Qué opinas sobre "Cuánto cuestan en realidad estos 5 bienes de consumo habitual"?

Introduce un comentario

Por favor, introduzca su nombre

Xavi Hace 2 meses

Me pregunto cuánto tiempo extra (y combustible y etc.) acaba costando coger un coche e ir a hacer la compra a un centro comercial… a veces desde la idea de que ahí lo tienen todo y vamos a ahorrar tiempo.

Joan Anton Rius Andres Hace 2 meses

Nunca me había parado a pensarlo, ahora que lo se, quisiera cambiar de banco, pero me es imposible hacerlo hasta que cancele mi deuda con ING DIRECT.
Hace muchísimo tiempo que hubiera querido hacerlo, (prácticamente desde que existe TRIODOS),pero mi pensión de jubilación, no da para más. Estoy “preso” de ING (tengo domiciliada ahí mi pensión), hasta que pueda saldar mi deuda

Carmen Ruiz Hace 2 meses

Me ha sorprendido mucho el coste en agua de las camisetas

Isabel gabcedo Hace 2 semanas

Que son indispensables tal y como esta organizada soc de consumo inutil Menos es mas es el lema Capricos que gastan no Ser AUSTERO no caer en el consumismo Happy horror Fruday